Con la presencia de la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, se inauguró en Talca un call center en el Liceo Marta Donoso Espejo, con la finalidad de llevar la trazabilidad de los casos confirmados positivo de Covid-19.

La actividad también contó con la presencia del alcalde de Talca, Juan Carlos Díaz; el intendente (s) Felipe Donoso; la seremi de Salud, Marlenne Durán; y el director del Servicio de Salud del Maule, Luis Jaime.

“Estamos viviendo tiempos que son difíciles, estamos con un aumento de casos importante a nivel del país y tenemos un sistema de salud que está estresado. Una de las estrategias más importantes para la contención de este brote, primero que todo, es identificar los casos que están con Covid-19 y no lo hemos encontrado”, explicó la subsecretaria de Salud Pública.

En esa línea, la autoridad mencionó que se ha fortalecido la red de laboratorios a nivel nacional, contando a la fecha con 88 laboratorios que están procesando resultados de coronavirus. Pero junto con ello, indicó que es relevante la trazabilidad de los casos confirmados para hacer el seguimiento oportuno para encontrar los contactos estrechos y entregar las indicaciones correspondientes.

“Agradecemos al alcalde (Juan Carlos Díaz) por cedernos este espacio en este establecimiento para que se pueda hacer un seguimiento oportuno. La Seremi de Salud ha instalado este call center con 24 personas que va a permitir fortalecer aún más esta estrategia de trazabilidad y poder contener esta pandemia”, añadió la subsecretaria Daza.

 

ÍNDICE DE TRAZABILIDAD

La seremi de Salud, Marlenne Durán, explicó que se requería fortalecer el trabajo del equipo de epidemiología, donde el mayor obstáculo estaba en el reducido espacio físico con el que cuentan en las dependencias de la Secretaría Ministerial.

“Con el apoyo del alcalde contamos con estas salas que nos permite expandirnos con todo el personal que necesitamos y eso es tremendamente importante. En la Región del Maule tenemos un 98% de trazabilidad, lo que nos permite identificar durante las primeras horas los brotes y los sectores donde está más complicado. Esto nos ha posibilitado ir sobrellevando en general esta pandemia”, explicó la seremi Durán.

La autoridad regional destacó que estas son las acciones a seguir, donde el municipio pone a disposición la infraestructura -en este caso, educacional- al servicio de las labores sanitarias.

El proceso de trazabilidad a realizar por el personal que trabaja en el call center consiste en llamar a la persona que es un caso confirmado, se le hacen preguntas sobre el estado de salud y la sintomatología. Luego, se efectúa una educación sanitaria, es decir, las recomendaciones e indicaciones para mantener el aislamiento. Posteriormente, se identifica a los contactos estrechos de la persona contagiada, con el fin de evaluar el posible traslado a una residencia sanitaria.

 

TRABAJO EN CONJUNTO

El alcalde Juan Carlos Díaz mencionó que en esta pandemia es importante generar un trabajo coordinado entre todas las instituciones.

“Nosotros como municipalidad nos vamos a sumar, no solamente con la infraestructura, sino que la invitación desde la Seremi (de Salud) es implementar un nuevo call center fortaleciendo y potenciando el ya existente, donde los funcionarios de la atención primaria juegan un rol importante”, dijo.

El jefe comunal recordó que desde el primer momento de la pandemia en el país, el área de salud comunal ha estado abocado a dar cumplimiento a tareas como la campaña de vacunación de invierno, la entrega de medicamentos en domicilio a los adultos mayores, la compra de tres móviles para acercar las prestaciones de la atención primaria, entre otras acciones.

Por su parte, el director del Servicio de Salud del Maule, Luis Jaime, destacó que el funcionamiento óptimo del call center permitirá evitar que la red hospitalaria se vea sobrepasada.