El trabajo de inteligencia y análisis criminal desplegado por la PDI, permitió recabar información que daba cuenta que tres sujetos acopiaban cannabis sativas en distintos domicilios de la zona rural mencionada y posteriormente, la vendían en diferentes puntos de la Región de Valparaíso.

 

Con estos antecedentes los oficiales policiales concurrieron hasta los inmuebles,  materializando la detención de los individuos e incautando 7 kilos de cannabis sativa- avaluada en cerca de 36 millones de pesos-, dos escopetas, dinero en efectivo, una camioneta marca Toyota Hilux que era utilizada para el transporte de la sustancia ilícita y diversos elementos para la dosificación de la misma.

 

Los imputados quedaron a disposición del Juzgado de Garantía de Quilpué para ser formalizados por los delitos de infracción a la Ley de Drogas y de Armas y Explosivos.