Unos 2 mil 400 adultos mayores reciben sus medicamentos y alimentos en sus domicilios, gracias al programa de atención implementado en forma conjunta por los centros de salud “Cardenal Raúl Silva Henríquez” y Plaza Mayor, dependientes de SaludQuillota.

Según explicó Ramón Suárez Lago, director del centro de salud “Cardenal Silva Henríquez”, debido a la pandemia por coronavirus, el recinto debió reorganizar sus servicios, manteniendo su rol preventivo para niños, adultos y adultos mayores, además del apoyo social a la población, a través de la entrega de alimentos y medicamentos.

“Nosotros hemos mantenido lo preventivo, con los programas de Niño Sano, Programa de la Mujer, el Programa de Vacunación, entrega de alimentos y medicamentos, Salud Mental. Se mantiene los controles de embarazadas y  los niños hasta seis meses. Además, realizamos la atención odontológica de urgencia y también se mantiene la entrega de los métodos anticonceptivos”, detalló.

Adultos mayores

En el caso de los adultos mayores, debido a las medidas preventivas y de confinamiento para las personas de 75 años, se coordinó un trabajo conjunto con el centro Plaza Mayor, para la atención en terreno de los usuarios.

Ramón Suárez manifestó que “implementamos equipos que están asistiendo a los domicilios. Todos los meses atendemos 2.400 adultos mayores en el radio urbano de Quillota, llevando medicamentos del Programa Cardiovascular, alimentos del Programa de Alimentación Complementario del Adulto Mayor, vacunación contra la influenza y neumonía, insulinas y cardiovascular”.

 

Otros servicios

Pese a la pandemia, el centro de salud “Cardenal Raúl Silva Henríquez” mantiene otros servicios preventivos, como la entrega de anticonceptivos, control de gestantes, consultas nutricionales, servicios de salud mental y servicios odontológicos de urgencia.

También continúa el retiro de leche y alimentos de los programas de alimentación complementaria para niño prematuro, mujer gestante, niño sano y adulto mayor.

A lo anterior se suma un equipo de profesionales, integrado por ocho enfermeras, cuatro matronas, cuatro odontólogos y una trabajadora social, que se encargan del seguimiento y trazabilidad de casos de Covid-19 en la comuna.