Autoridades destacaron el trabajo efectuado por el personal durante esta pandemia, lo que ha permitido no contar con personas contagiadas en la actualidad.

A poco más de una semana de haber asumido como directora regional de Gendarmería, la coronel Sandra Toledo continúa recorriendo las unidades penales de la región. Esta vez se trasladó hasta el Centro de Detención Preventiva de Quillota donde, en compañía del seremi de Justicia y Derechos Humanos, José Tomás Bartolucci, recorrió el establecimiento penitenciario.

En la oportunidad inspeccionó las dependencias de la población masculina, particularmente los pabellones destinados a los talleres laborales, donde los internos han continuado con la producción de carpetas para la empresa Torres, lo que les ha permitido ir en ayuda de sus familias, muchas de ellas afectadas por la crisis económica provocada por la pandemia.

Una vez culminado el recorrido por los espacios de los internos se trasladó hasta la línea de fuego y el Centro Penitenciario Femenino y en particular los espacios destinados para las privadas de libertad que se encuentran embarazadas o con hijos lactantes. En la oportunidad las internas pudieron conversar con la coronel y el seremi y hacerle ver sus inquietudes.

Posteriormente la coronel Toledo se reunió con personal de la Unidad de Servicios Especiales Penitenciario (USEP) de Quillota para analizar posibles mejoras a sus dependencias.

Finalizada la visita de inspección la directora regional destacó el trabajo que se está realizando en la unidad y la disminución de la población penal, factores que han redundado en una disminución de los hechos de violencia.

“En la unidad ha disminuido la población penal considerablemente, se ve bastante ordenada, los internos que pertenecen al área laboral están trabajando y se nota el compromiso que hay de parte de la jefatura y del personal en general. Se ha visto un buen funcionamiento y un cambio bastante positivo”

Consultada respecto al funcionamiento de la unidad durante la pandemia, la coronel Toledo afirmó que: “Los protocolos han funcionado bastante bien. No han tenido grandes contagios, tienen los sectores de aislamiento, así que ha funcionado bastante bien”

Por su parte el seremi de Justicia y DD.HH. expresó que “hemos visitado, junto a la directora regional de Gendarmería, el CDP de Quillota con el objeto de poder conocer la situación actual de esta dependencia respecto del número de internos, infraestructura, medidas de seguridad, pero, particularmente, respecto de las medidas de seguridad que se han adoptado para enfrentar la pandemia del coronavirus. Los resultados y conclusiones son muy positivas. Ha habido casos muy escasos de coronavirus dentro de esta unidad y, por lo tanto, felicitamos a su alcalde y funcionarios por el gran trabajo desarrollado para no permitir que la pandemia se multiplicara dentro de esta unidad penal”.

La coronel Toledo continuará recorriendo los establecimientos penitenciarios de la región y reuniéndose con sus respectivos jefes y funcionarios, tal como lo hizo la semana pasada en el Centro de Educación y Trabajo de Putaendo y Centro de Cumplimiento Penitenciario de San Felipe.