A un total de 364 privados de libertad del Centro de Cumplimiento Penitenciario de San Antonio se les entregaron mascarillas reutilizables regaladas por la empresa Ipcom Chile a Gendarmería. Los barbijos fueron repartidos durante la presente semana por el personal de la unidad a mujeres y hombres recluidos.

 

Ipcom Chile entrega servicios de telefonía en diversas unidades penales del país, situación que los llevó a realizar esta iniciativa solidaria con Gendarmería. Desde la empresa informaron que “realizamos la donación de mascarillas como una manera de ayudar a evitar contagios del virus covid-19  dentro de las cárceles, ya que estamos conscientes que son muy necesarias”.

 

La entrega fue destacada por el jefe (s) de la unidad penitenciaria, capitán Esteban Velozo, quien sostuvo que: “personal de esta unidad penal procedió a hacer entrega de 364 mascarillas para la población penal, masculina y femenina. Como unidad penal queremos agradecer la donación de la empresa pues esto nos permite fortalecer y reforzar las medidas sanitarias de las personas privadas de libertad”.

 

El capitán agregó que diariamente se toman una serie de medidas sanitarias en el establecimiento, tanto  por parte de los recluidos como por los funcionarios. Entre ellas está la sanitización de todo el recinto, para lo cual reciben periódicamente cloro, amonio cuaternario y otros desinfectantes.

 

A nivel regional y hasta fines del mes de junio, desde la dirección regional de Gendarmería se había enviado a las distintas unidades del servicio  70.000 mascarillas, 60.000 pares de guantes y 1.700 litros de alcohol gel, entre otros productos.

 

Por su parte el director regional de Gendarmería, coronel Manuel Palacios, destacó que la donación de la Ipcom se extendió a otras unidades penales de la región.

 

“En total son ocho las unidades penales del subsistema cerrado las que reciben esta ayuda por parte de la empresa, la que alcanza a las 2718 mascarillas, lo que sin duda significa una gran ayuda para nuestra población penal,  Como servicio estamos entregando directamente a nuestros privados de libertad artículos de higiene y seguridad personal, pero, además, siempre estaremos abiertos a la colaboración externa, como ocurrió en su momento con Puerto San Antonio, quienes amablemente sanitizaron la totalidad del CCP de San Antonio”.

 

Finalmente, el seremi de Justicia y Derechos Humanos, José Tomás Bartolucci, expresó que: “La donación de mascarillas de la empresa IPCOM Chile se suma a las confeccionadas por internos y distribuidas en la región, y a los diversos artículos que ha dispuesto Gendarmería en las unidades penales. Por supuesto, agradecemos el compromiso social de la empresa privada y los aportes en implementación que realizan para la prevención y seguridad de internos, internas, funcionarios y funcionarias de Gendarmería».